Visto de perfil casi desaparece y la clave de este disco duro está precisamente ahí, en que casi es bidimensional. Seagate ha creado Momentus Thin para equipos ultraligeros, con capacidades de hasta 250 GB pero con sólo 7 mm. de grosor, entre un 25 y un 40% menos que los discos duros de portátiles tradicionales.

El disco duro incluye los mismos componentes que un disco tradicional, incluido sistemas de cifrado y acelerómetros para detectar caídas y vibraciones y parar así el cabezal de lectura / escritura.

Que de repente los discos duros adelgacen no es una casualidad. Los portátiles también van a hacerlo a lo largo del próximo año, impulsados por el fenómeno del netbook y las plataformas de bajo consumo. Hasta ahora tener un portátil ultradelgado era un privilegio de aquellos a los que no le picaba la etiqueta del precio pero durante 2010 estos equipos van a desplazarse hacia la gama media y baja, posicionándose como una alternativa al netbook. Discos duros así son también importantes en esas rumoreadas tabletas que algunos fabricantes ya han confirmado y de las que se sabrá algo más durante el CES de Las Vegas.

Mientras esta unidad anuncia un futuro de máquinas ultradelgadas también ancla estas máquinas al pasado. ¿Qué ha ocurrido con la memoria de estado sólido? La semana pasada la misma compañía anunció una unidad de disco basada en este formato, Seagate Pulsar SSD, que ya es capaz de llegar a los 200 GB de capacidad.

Se supone que 2009 iba a ser el año de la popularización de estos componentes pero por ahora sigue siendo una opción cara y que no representa una ventaja significativa para el usuario final. Las consultoras, expertas en eso de "donde dije digo, digo Diego", ya están maquillando sus predicciones y poniendo 2010 donde antes ponía 2009.

Parte de los problemas: incompatibilidad con los sistemas operativos existentes o una compatibilidad que diluía las ventajas de velocidad que supone el uso de memoria sólida; falta de elasticidad en las fábricas de memoria NAND, cuya producción está prácticamente monopolizada por Apple; el golpe económico de 2009, que ha cortado el gasto empresarial, justo donde estas unidades tienen que dar el primer paso antes de llegar al mercado de consumo.; y por último, y tal vez más importante, que los discos duros, como éste, están mejorando sus prestaciones (aunque en este caso se mantenga a 5.400 rpm) y cumplen bien con su función. No hay prisa para sustituirlos.


fuente: En esto se ha quedado el disco duro