Microsoft ha decidido aprovechar el lanzamiento del esperado Service Pack 3 para cambiar el sistema de activación de Windows XP.

La intención de Micorosoft ese la de replicar el sistema de Vista, ofreciendo a sus usuarios un período de 30 días para que estos "legitimen" su producto.

Ello significa que XP con el Service Pack 3 podrán ser instalado sin necesidad de número de serie, el cual deberá ser proporcionado como máximo a los 30 días, transcurridos los cuales el sistema exigirá al usuario el mismo.

No obstante parece ser que en la actualización de sistemas "legitimados" no será necesario proporcional ningún tipo de número de serie.


Fuente